La ciudad fortificada de Mühlhausen

Muhlhausen

En el centro de Alemania puedes visitar el estado federado de Turingia, que no es muy conocido entre los viajeros internacionales, pero que es muy conocido por los locales, por su naturaleza y lugares tan tranquilos y pintorescos como Mühlhausen.

Esta ciudad es una de las más antiguas de esta parte del país y se dice que sus fortalezas se construyeron en el siglo décimo, y muchas edificaciones de las antiguas se conservan hasta el día de hoy.

La forma más sencilla de llegar hasta esta población es tomando el tren desde las cercanas Erfurt y Göttingen, que está en realidad en el estado de Baja Sajonia, pero casi en la frontera con Turingia. Y la estación local está a sólo quince minutos a pie del centro histórico.

Ya estando dentro de Mühlhausen, la forma más fácil de moverte es igualmente caminando, en especial porque la mayoría de atracciones están dentro de las murallas del centro histórico. Y si quieres recorrerla de una forma más divertido puedes ir hasta el Blobach, o la parte que está en la parte de afuera de la Frauentor o la puerta principal de la ciudad fortificada, donde puedes tomar el tranvía, que pasa cada hora en punto, excepto los meses de invierno.

Los planes principales para hacer en esta pequeña población incluyen naturalmente un recorrido por las murallas históricas y por sus puertas, que se mantienen muy bien conservadas a pesar de los siglos. Y aprovechando que estás en una atmósfera más histórica te recomiendo visitar el Archivo Imperial, donde puedes aprender sobre la ciudad.

Si quieres hacer algo un poco más relajante en esta ciudad te recomiendo ir al lago Schwanenteich, que está a sólo quince minutos a pie de la parte amurallada y en donde puedes recorrer en silencio las aguas en una embarcación. También puedes ir a nadar en la piscina Thermen, que es interior y tiene aguas termales y varios toboganes para la diversión de toda la familia.

Foto Vía: Scott M

Imprimir

Categorias: Otras ciudades de Alemania


Deja tu comentario