- Sobre Alemania - https://sobrealemania.com -

Palacio de Babelsberg y su parque en Potsdam

La ciudad de Potsdam, que es la capital del estado federado de Brandeburgo, tiene una gran cantidad de atractivos turísticos, tanto arquitectónicos como naturales.

Y existe un lugar allí en el que puedes encontrar un poco de estas dos cosas y que consiste en el Palacio de Babelsberg y su parque, que es uno de los lugares más visitados tanto por los locales como por los extranjeros.

La parte más importante de este parque en Potsdam es el Palacio que fue construido en un estilo neogótico entre los años 1834 y 1835, siguiendo los planes de los diseñadores Karl Friedrich Schinkel y Peter Joseph Lenné, para el Príncipe William de Prusia y la Princesa Augusta de Saxe-Weimar. Aunque este palacio no lo encuentras abierto todos los días, debido a trabajos de conservación y remodelación, sólo por fuera es todo una atracción.

Este palacio solía ser la residencia de verano para este príncipe que fue Emperador y su esposa por más de de cincuenta años; y precisamente fue bajo sus órdenes que se consiguió ese diseño tan romántico que puedes apreciar en la actualidad. Si tienes la oportunidad de entrar a este lugar, que principalmente es posible entre los meses de abril y octubre de martes a domingo, te recomiendo ver su salón de baile que tiene un techo cubierto de estrellas y otros escenarios que son igualmente fabulosos.

En el resto del parque, que se extiende por varias colinas, también puedes ver una mezcla de estilos que muestran las diferencias de sus diseñadores en sus jardines, que fueron el propio Lenné y Hermann Prince Pückler-Muskau, que siguió con haciendo el jardín incluyendo el sistema de caminos que había dejado el otro arquitecto. Lo que resultó en los hermosos paisajes que puedes ver allí en la actualidad.

Este parque tiene en su parte más una torre llamada Flatowturn, que fue creada a mediados del siglo diecinueve y que en su diseño se basó en la Eschenheimer Tor que es una puerta en Frankfurt am Main. También te recomiendo ver el Kleine Schloss o Palacio Pequeño y la Dampfmaschinenhaus o la casa del motor de vapor, que están juntos en las orillas del río Havel; así como el establo real o Marstall y la casa del marinero o Matrosenhaus.

Foto 1 Vía: Times
Foto 2 Vía: Suse