La ruta del vino en Alemania

ruta del vino en Alemania

El vino es una bebida alcohólica que ha crecido en su consumo como nunca antes lo había hecho. Hace muy pocos años atrás, un vino a un valor medio no representaba la degustación de una bebida de calidad, pero los avances tecnológicos, el interés por un paladar más perceptivo y el refinamiento de las uvas, generó que los vinos sumaran una escalada en calidad que proveyó de gran prestigio a grandes bodegas.

Hoy, en el mundo, países como Francia, Italia y Argentina, entre varios otros, son líderes indiscutidos de la calidad de sus vinos. Prácticamente, todas las bodegas han comenzado a invertir para obtener un mejor producto, resultado que se logra al descorchar una botella en algún rincón del mundo.

En Alemania, la cerveza es la bebida más consumida y difundida en el resto de los países, pero pocos conocen la Ruta del Vino que, sin lugar a dudas, constituye la primera ruta turística del país. Durante más de 80 kilómetros podremos disfrutar de la ruta del vino que podremos iniciarla desde la ciudad de Bockenheim hasta Schweigen-Rechtenbach.

Todos los turistas comienzan este recorrido desde una punta o la otra, gozando con la posibilidad de disfrutar de pintorescos y bellos paisajes de la geografía alemana. La región por donde recorreremos la Ruta del Vino goza de un clima templado en verano, que ayuda a la formación de un paisaje de ensueño que ofrece bosques, prados y campos de color verde iluminados por el sol.

Pues vale aclarar que la región no es sólo un atractivo vitivinícola, pues aquí es también una zona ideal para los amantes del ecoturismo, la vida al aire libre, los adeptos a las tradiciones y la cultura de otros pueblos, y también para los deportistas y los especialistas en la gastronomía. A lo largo del recorrido gozaremos de paisajes que muestran sus ruinas de castillos, palacios, poblaciones romanas, e innumerables atractivos para la vista y la relajación.

Pero volviendo al vino, encontramos datos que le otorgan más honor a una de las bebidas más ricas del mundo. Por ejemplo, en el Bad Dürkheim encontraremos el tonel de vino más grande del planeta, con capacidad para 1,7 millones de litros de vino. Se trata de una cifra record para el Bar, que hoy oficia de restaurante para más de 600 personas. Como si esto fuera poco, en la Ruta del Vino se lleva a cabo la fiesta más representativa y grande del mundo vitivinícola, en el reconocido mercado de la salchicha Wurstmarkt, en la ciudad de Dürkheimer.

Eso sí, durante las fiestas vitivinícolas se prohíbe todo tipo de tráfico de auto por la Ruta del Vino, salvo bicicletas y carruajes.

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Gastronomía alemana, Rutas Turísticas


Deja tu comentario