Bienenstich alemán para un dulce postre

Bienenstich

Si estamos en Alemania y nos apetece algo dulce, no podemos dejar pasar la oportunidad de probar el Bienenstich, algo así como picada de abeja, un postre de lo más tradicional a base de capas con masa quebrada, mantequilla, azúcar y crema de almendras, entre otros.

De su origen poco se conoce, aunque existe una leyenda que asegura que en 1474, los habitantes de Linz am Rhein, planeaban un ataque a la ciudad de Andernach. Durante la mañana del ataque, dos aprendices de panadería recorrían las murallas recogiendo la miel de los varios panales de abeja que habían alojados en ellas. Mientras la recogían, observaron a los habitantes de Linz am Rhein acercarse para atacar la ciudad. Sin pensarlo dos veces, lanzaron los panales, los atacantes, asustados, salieron corriendo. Para celebrar la victoria, los panaderos hornearon un postre muy especial, el actual Bienenstich.

Ingredientes:

  • 375 g de harina
  • 150 ml de leche
  • 20 g de levadura fresca
  • 1 huevo
  • 60 g de mantequilla
  • 60 g de azúcar
  • 5 g de sal
  • Esencia de vainilla al gusto
  • 1 cucharadita de zumo de limón

Para el relleno:

  • 400 g de leche
  • 40 g de postre de vainilla en polvo
  • 5 yemas de huevo
  • 3 claras de huevo batidas a nieve
  • 100 g de azúcar
  • 4 g de gelatina
  • Una pizca de sal
  • Esencia de vainilla al gusto
  • Zumo de limón al gusto

Para la cobertura:

  • 100 g de mantequilla
  • 100 g de azúcar
  • 100 g de crema
  • 50 g de miel
  • 100 g de almendras en láminas
  • Esencia de vainilla al gusto
  • Zumo de limón al gusto

Paso a paso

Debemos disolver la levadura en la leche tibia mientras la mezclamos con la harina que deberá estar, evidentemente, tamizada. Tras esto, agregamos el huevo, la margarina a temperatura ambiente, el azúcar, sal y la esencia de vainilla y zumo de limón.

La mezcla que conseguimos con este paso la amasaremos en la batidora durante unos diez minutos. Dejaremos reposar durante media hora y la estiraremos bien sobre una superficie previamente enharinada.

Trabajaremos ahora en la cobertura. Mezclaremos todos los ingredientes de la misma menos las almendras y los cocinaremos a fuego lento hasta que notemos el primer hervor. Tras esto, añadiremos la almendra. Para finalizar cubriremos la masa y dejaremos reposar durante 20 minutos.

Esta crema de vainilla se hará hirviendo lentamente la lecha mientras mezclamos con la esencia de vainilla y la gelatina. Agregamos el azúcar y la sal y el zumo de limón. Mezclamos las claras batidas a nieve y obtenemos una deliciosa crema, que de momento reservaremos.

Horneamos el postre a unos 180º durante unos 25 minutos. Tras este tiempo, debemos cortarlo con cuidado en dos capas, las separamos y sobre el interior colocamos la crema de vainilla. Dejamos enfriar y ponemos la capa superior.

Otras recetas que te gustarán:

Para saber más sobre la cocina alemana: Gastronomía de Alemania

Foto vía: myrecipemagic

Imprimir

Etiquetas: ,

Categorias: Gastronomía alemana


Deja tu comentario