Glühwein y otras bebidas de fin de año

Puesto de Glühwein

Cuando vas de paseo navideño por las diferentes ciudades de Alemania, en especial por sus mercados de temporada, seguramente te encontrarás con un puesto de Glühwein que es donde se venden las bebidas típicas para este mes del año.

Este es posiblemente el puesto más popular en cada uno de los mercados navideños y allí puedes encontrar una buena variedad de vinos calientes y otras bebidas calientes que son de vital importancia para alejarte del frío.

La receta original del vino caliente incluía vino tinto que era combinado con especias como canela, clavos, vainilla, jengibre, naranja y azúcar; y poco a poco se empezó a hacer con vinos blancos y rosados. En la actualidad además de ellos puedes tomarte tu Glühwein con “Schuss” que es un chupito de ron o cualquier otro licor que le da un toque extra; así como otros con vinos de cereza y de arándano.

Pero en los puestos de Glühwein no sólo puedes comprar este reconocido vino, sino que también encuentras una buena variedad de bebidas calientes como chocolate caliente y refrescos que se sirven también calientes y que son sin alcohol, especialmente para los niños y para las personas que se quieren o tienen que abstener de las bebidas alcohólicas.

Y si quieres probar otra bebida muy característica de la época en este mismo lugar, te recomiendo el Feuerzangenbowle, que es una bebida alcohólica tradicional alemana que se prepara en un cuenco que se pone sobre un pequeño mechero, que se parece mucho a donde se prepara el fondue. Este cuenco se llena con vino tinto caliente y se sirve con azúcar y ron caramelizados, siendo una bebida perfecta para el frío.

Tanto el Glühwein como las otras bebidas calientes se sirven en pocillos de un tamaño grande que tienen impresos motivos navideños, así como el nombre del puesto y el año, siendo unos excelentes recuerdos para los turistas que van a estos mercados. Normalmente se paga el valor de la bebida, que está alrededor de los 3 euros, y se deja un depósito de otros 3 por el pocillo, que puedes reclamar entregándolo de vuelta o que puedes pagar para llevártelo.

Foto Vía: curran.kelleher

Imprimir

Etiquetas: ,

Categorias: Gastronomía alemana


También te interesará...

Deja tu comentario